Quienes somos     Mapa-web     Contacto                 Última actualización: desde el 25 de mayo       FORO
 

Crónica Maratón NYC 2011


Juanjo resume así su paso por Nueva York:

Desde Staten Island hasta Central Park, todo, todo, fue una fiesta.



Es esta una carrera de emociones: emociones en la salida, con caras ilusionadas, sensación de estar compartiendo algo especial y deseos disfrutar y tener una buena carrera.

 

Emociones al escuchar el ‘New York, New York’ de Frank Sinatra y salir disparados hasta remontar el puente de Verrazano. Mientras cruzo el puente y nos encaminamos a las primeras calles de Brooklyn tengo la extraña sensación de no querer que esto acabe nunca; realmente curioso en una carrera en la que lo importante es llegar, llegar bien y cuanto antes me encuentro yo con que no quiero llegar, con que quiero seguir corriendo eternamente y disfrutando de esa dulce y extraña sensación, sensación de sentir el calor del sol de la mañana, acompañado del ritmo de las zapatillas chocando sobre el asfalto en medio de una mañana luminosa y teniendo por fondo, a la izquierda, Manhattan.

Es momento de despertar y encontrarse con el primer público encima de los puentes que cruzan la autopista, momento de ver otras emociones, el de la gente apostada en los lados, aplaudiendo sinceramente. Creo que ellos tampoco quieren que esto acabe nunca, descubro emocionado que sus ánimos son efusivos, sentidos, y que realmente valoran y aprecian lo que estamos haciendo; que sus palabras de ánimo, que las pancartas que mueven entre sus manos y las sonrisas que se dibujan en sus caras son sinceras.

 

A partir de aquí todo se convierte en una fiesta: las bandas de música, los coros de niños, el cuarteto de cámara, la chica de la guitarra en la esquina, el trío de hard rock al lado de la gasolinera, la gente con sus banderas, los saludos de los corredores a los amigos, familias y a no se sabe quién que le ha sonreído desde una acera.

 

A partir de aquí todo es un camino de emociones, emociones a través de Brooklyn, Queens, Bronx, Harlem y Central Park.
Y al final, la emoción más extraña, la de coronar el último repecho, la de entrar en la línea de meta y quedarte extraño, como vacío, como sin emociones, o quizás sea la misma sensación que se siente cuando te has quedado sin fuerzas...
Anímate a vivir estas y otras sensaciones.

Te lo vas a perder el año que viene?

Estas preparado para New York Marathon 2012?

 Patrocinadores

Casa Rural Quopiki

Qcesta

Booking

foro

YouTube

new york marathon